Praga, ciudad de cien rostros, Radim Kopac y Jakub Sofar.

by - miércoles, enero 27, 2021


Antes de nada, darle gracias a Babelio y a la editorial por el envío del ejemplar.

La mejor forma de conocer una ciudad extranjera siempre va a ser pasearla, descubrirla, escuchar sus historias, visitar sus museos y leer mucho acerca de su historia. Praga es de esas ciudades que solo con visitarla no la conoces. La ciudad natal de Franz Kafka tienes que escucharla, leerla y empaparte de ella. Es una ciudad con muchísima historia, y poderla conocer de primera mano es un lujo. 

Hace un par de años tuve la oportunidad de visitar Praga y es totalmente una ciudad europeana. Es antigüedad y actualidad al mismo tiempo. Es una ciudad impresionante y que recomiendo mucho conocer si aun no habéis podido hacerlo. Debido a las extrañas circunstancias actuales, una forma de llegar hasta ella es gracias a Praga, ciudad de rostros. Con este libro, conoceréis Praga de una manera que jamás habréis pensado, y es, conociendo la vida e historia de personas reales. 

Radim Kopac y Jakub Sofar nos muestran a través de 25 relatos una Praga totalmente diferente a la real.  De hecho, conoceresmos una Praga aun más real. Las historias que se recopilan son las vivencias de cada autor, y siguiendo la misma línea que el título, las veremos desde los ojos de otras personas. Los ojos de un turista siempre ven cosas que los nativos de un lugar no perciben, y la técnica del perspectivismo en este libro es lo que mejor refleja la historia. 

Gracias a estas recopilaciones conoceremos lugares de Praga que son comúnmente conocidos pero otros en los que no todo el mundo se atravería a pisar. Pero también tenemos el magnífico río Moldava, que separa la ciudad en dos partes, y los sentimientos indescriptibles que provocan esta ciudad. pero se ebocan mediante la percepción de los autores y autoras. Como en toda antología, siempre habrá relatos que gusten más que otros, y es cierto que la mayoría de ellos no fueron entretenidos, o puede que no los haya llegado a disfrutar del todo, pero también los hubo curiosos y llamativos. 

Algunos de esos relatos a destacar serían: Cómo se introdujo en Praga la bebida del té, El fantasma de la judería, Cuento babilónico o Misterio en el puente Carlos -mi favorito, sin duda-.

En general ha sido una lectura que he disfrutado bastante, y que si algún día vuelvo a Praga me encantaría poder llevarme el libro conmigo pata visitar exactamente los mismos lugares en los que tienen lugar estas historias.


Si queréis visitar una ciudad extranjera sin salir del calor de vuestra casa, este libro es el vuestro. 


You May Also Like

0 comentarios